Deberías Sentarte Menos Y Dormir Más

By admin / abril 26, 2018

entarse menos y dormir más: todos podemos estar de acuerdo en que esta regla podría beneficiarnos de una u otra manera.

Pero, ¿cuántos de nosotros estamos sentados todo el día? ¿Cuántos de nosotros no dormimos lo suficiente? En cambio, nos quedamos despiertos viendo las redes sociales, mirando constantemente a esa luz azul. Sin embargo, cambiar estos hábitos diarios puede ser crucial para mejorar nuestra salud general.

Tomar acciones preventivas puede comenzar con pequeñas cosas — como comenzar con estiramientos y siestas a diario. Abajo veremos en detalle la ciencia detrás de por qué deberías sentarte menos y dormir más, para ayudarte a comprender las consecuencias de ambos.


Por Qué Sentarse Es Malo Para Ti

Comencemos con esta discusión sobre “sentarse menos y dormir más” desde una perspectiva de la evolución. ¿Nos sentábamos por largos períodos de tiempo? Es posible. Pero, sin sillas, probablemente nos sentábamos en el suelo, lo que es de por más más incómodo. Así, tiene sentido pensar que nos sentábamos menos de lo que lo hacemos ahora. De hecho, me arriesgaría a adivinar que, hasta ahora, no era posible estar sentados por tanto tiempo.

En el pasado necesitábamos movernos constantemente para conseguir comida, albergue, y para evitar ser comidos por otros animales. Hasta que comenzamos a habitar en un sitio por la mayoría de nuestras vidas, nos movíamos bastante. Era parte de nuestra naturaleza estar siempre en marcha.

Aún así, ¿cuántos de nosotros odiamos estar sentados todo el día en la oficina? Aplacamos nuestra infelicidad con alimentos reconfortantes a lo largo del día, y planeamos actividades nocturnas para después del trabajo. Pero, ¿qué sucede cuando todos esos bocadillos al fin se agolpan en nosotros? Nos deja sintiéndonos aletargados, sin querer hacer demasiado de nada.

Cómo Sentarnos Se Ha Convertido En Un Problema De Los Tiempos Modernos

Antes de estar sentados todo el tiempo teníamos menores tasas de trastornos obsesivo-compulsivos, diabetes, obesidad, divorcio, y una enorme variedad de otros males sociales. Solíamos jugar afuera cuando niños y, aún así, hoy los niños se sientan puertas adentro, mirando más pantallas que nunca antes. Hasta para que los adultos sean en verdad “exitosos”, a menudo deben trabajar 60 horas semanales mirando pantallas mientras están sentados.

Es alarmante saber que actualmente estamos sentados más de la mitad del tiempo en el que estamos despiertos (1). Veamos a ese número en ejemplos reales diarios. Dormir 8 horas nos deja 16 horas despiertos. Eso significa que, por 8 horas al día estamos sentados. Así, de las 24 horas del día, estamos acostados o sentados durante 16 horas, o más.

De hecho, los investigadores han hallado que estar sentado te hace más propenso a morir de múltiples causas (2). También han notado que tomar descansos frecuentes y movernos con más frecuencia reduce ese riesgo.

La mayoría de las personas probablemente están sentadas al leer este texto ahora mismo. Sin embargo, rediseñar una rutina diaria para incorporar más movimiento regular podría ser beneficial. Además a los mortales riesgos de salud asociados con el ejercicio mínimo, los investigadores han hallado que demasiada inactividad se relaciona a la obesidad, metabolismo anormal de la glucosa, y síndrome metabólico.

Lo que es aún más alarmante y atemorizante es que el ejercicio, incluso realizado más a menudo y con más regularidad que la persona promedio, aún no es suficiente (3).


Estamos Exhaustos

No necesitamos indagar demasiado en la investigación para hallar alarmantes estadísticas sobre la privación de sueño. Un estudio lo resume muy bien, diciendo: “las tasas de mortalidad fueron las más bajas para los individuos que durmieron siete u ocho horas por noche” (4). Esto significa que, si quieres vivir por más tiempo, una de las mejores y más esenciales cosas por hacer es dormir ocho horas por noche.

Sin embargo, es interesante notar que dormir más que ocho horas también muestra efectos perjudiciales. Más de 40 millones de norteamericanos sufre de trastornos de sueño crónicos a largo plazo, y otros 20 millones experimentan problemas ocasionales para dormir (5).

Además del riesgo mortal, dormir también nos ayuda a almacenar (y sumar) más grasas (6). Ya que la pérdida de sueño resulta en alarmantes cambios metabólicos y cardiovasculares, tiene sentido que aparezcan otros problemas cuando no dormimos lo suficiente (7). Las hormonas también se ven afectadas por ello.

3 Razones por Las Que Es Necesario Dormir

  1. No Duermes = Más Hambre Tienes 

Una noche de privación del sueño ha probado elevar los niveles de grelina (tu hormona del hambre) y puede hacer que algunas personas experimenten un aumento en las sensaciones de hambre. La grelina recibe mensajes de tu cerebro para regular cuánta comida necesita tu cuerpo para sustentar la energía necesaria para sobrevivir. Cuando te mantienes despierto por largos períodos de tiempo, tu cuerpo sigue utilizando fuentes de energía que, de otro modo, estarían en reposo. Consecuentemente, tu cerebro envía señales requiriendo más comida para mantener la actividad de tu cuerpo — haciéndote sentir más hambre, y haciéndote más probable de comer bocadillos innecesarios (8).

  1. Se Reducen Los Niveles De Hormonas Necesarias

Otro estudio mostró que menores cantidades de sueño se correlacionan con una reducción en la leptina — tu hormona de la saciedad (9). La leptina es una hormona que ayuda a regular la grelina, y que comunica los sentimientos de saciedad. Mayores niveles de leptina equivalen a más resistencia contra el hambre. Cuando los niveles de leptina se reducen por la privación del sueño, es más probable que te sientas insatisfecho con las elecciones saludables de comidas. En estudios recientes los investigadores han hallado que la luz de la mañana de hecho puede ayudar a regular las concentraciones de leptina y grelina (10). Así, incluso en los días en los que tengas privación del sueño, intenta hacer estiramientos bajo la luz solar de la mañana para ayudarte a equilibrar tus niveles hormonales.

  1. Tu Cerebro Necesita Un Descaso

Finalmente, cognitivamente no estás de o mejor cuando tienes privación del sueño. El consumo exagerado de café por la mañana es algo a lo que la mayoría de las personas acude para mantenerse energizadas. Pero ciertas conductas tienen su raíz en la bioquímica y, a menudo, no pueden solucionarse sino hasta analizar qué sucede en nuestro interior. En un estudio que analizó la privación del sueño en ratas, los investigadores hallaron que la falta del sueño afecta negativamente las neuronas necesarias para el desempeño diario y la salud a largo plazo. Las implicaciones sugieren que esta clase de actividad prolongada podría llevar a las enfermedades de Alzheimer y Parkinson, razón suficiente para darle a tu cerebro un buen descanso (11).


Siéntate Menos Y Duerme Más: El Resumen

No ha habido otro momento en nuestras vidas que haya sido tan contradictorio con nuestro ADN. Contrariamente, podemos ver que un estilo de vida saludable te ayudará a ahuyentar las enfermedades y prolongar la vida.

Es importante comprender que hay razones suficiente detrás de las simples recomendaciones como “siéntate menos y duerme más”. Nos sentamos durante demasiado tiempo. Nos quedamos despiertos hasta demasiado tarde. Estas son partes casi inevitables de nuestras vidas modernas. Pero saber cómo y por qué podemos luchar contra este conglomerado de hábitos insalubres es clave.  Nuestros hábitos determinan quiénes somos, y en quiénes nos convertimos. Si no comienzas ahora, probablemente nunca lo hagas.

¿Tienes preguntas sobre por qué deberías sentarte menos y dormir más? ¡Háznoslo saber en los comentarios!

Acerca del autor

admin

JENNAFER ASHLEY Jenna is a Registered Dietetic Technician and recipe developer specializing in healthy eating. She styles and photographs recipes for her website, Fresh and Fit , as well as contributes to a variety of websites. In her free time, Jenna enjoys trying new restaurants and hiking with her German Shepherd.

Click aquí para agregar comentario

Dejar comentario: